Douglas Sirk: una de monjas, por José Miccio

Antes de sus dos películas con Barbara Stanwyck (All I Desire y There’s Always Tomorrow) y de sus dos películas con Jane Wyman (Magnificent Obsession y All That Heaven Allows), Douglas Sirk filmó dos películas con Claudette Colbert. Sleep, My Love (1948) es una de las tantas historias que en los años 40 Hollywood dedicó […]

Douglas Sirk en Hollywood: doce postales, por José Miccio

1. Hay una escena de Interludio (1957) que reitera una de There’s Always Tomorrow: desde un punto panorámico, una mujer le dice a un hombre: “Es como un cuento de hadas”. Esta vez es de día, no de noche, y la ciudad es Salzburgo, no Los Ángeles. Pero lo que importa, claro, es la matriz […]